Contáctanos

Cultura

La Escuela Superior de Música y Danza de Monterrey presenta El pan de cada día, video finalista del concurso Danza Breve

Este año, debido a las condiciones sanitarias se decidió realizar el concurso de manera virtual y enfatizar la relación entre la danza, las artes audiovisuales, la tecnología y el cuerpo.

Redacción

El pan de cada día, del estudiante Diego Fresnillo, es uno de los trabajos finalistas del concurso de creación coreográfica Danza Breve 2020-Soliloquios/Video de la licenciatura en Danza contemporánea de la Escuela Superior de Música y Danza de Monterrey del Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL), el cual se podrá apreciar a través de las redes sociales a partir de las 9 horas del 3 de febrero.

El alumno de primer semestre desarrolla en este trabajo una abstracción del proceso de aceptación/liberación en torno a las emociones que generan algunas malas noticias que se registran en el mundo día a día.

Para este proyecto escolar, el cual se podrá apreciar en el marco de la campaña “Contigo en la distancia” de la Secretaría de Cultura del Gobierno de México, Diego Fresnillo encarna a un clown, a quien presta sus emociones, creencias y vivencias para exaltar, por medio de la danza/teatro, una intención discursiva contundente.

“Esta propuesta me ha mostrado el alcance que ahora tenemos gracias a la tecnología. La videodanza, sin duda, es un medio expresivo sanador que los estudiantes podemos experimentar”, dijo.

Agradeció el apoyo de Iona Sabina, compañera de generación, en el trabajo de maquillaje y fotografía, así como a Louis Armstrong Educational Foundation por la cesión de derechos de autor de la música utilizada en este proyecto coreográfico.

Dicho certamen de la Escuela Superior de Música y Danza de Monterrey del INBAL, busca fomentar entre las y los estudiantes del área el desarrollo de la creatividad, la investigación coreográfica, el talento técnico-artístico a partir de la construcción de una propuesta escénica del trabajo, en esta ocasión, individual.

Este año, debido a las condiciones sanitarias se decidió realizar el concurso de manera virtual y enfatizar la relación entre la danza, las artes audiovisuales, la tecnología y el cuerpo. El concurso se llevó a cabo en su totalidad a distancia, en el cual las y los estudiantes prepararon y enviaron sus propuestas desde casa.

La participación de la primera etapa (eliminatoria) del certamen fue obligatoria como intérpretes para todas y todos los estudiantes de la licenciatura en Danza contemporánea, quienes podían participar como coreógrafos e intérpretes de su propia obra o decidir quién realizaría su montaje. Las piezas deberían responder a un lenguaje contemporáneo, en la modalidad de solo, y que el cuerpo fuera el comunicador principal de la intención discursiva.

El jurado evaluó la originalidad de la propuesta, la investigación de movimiento, las características de la interpretación coreográfica audiovisual, la edición, la intención discursiva, el lenguaje contemporáneo, la práctica de manejo de cámara y el desarrollo corporal en función de la danza contemporánea.

El pan de cada día, coreografía e interpretación de Diego Santiago Fresnillo Zapata, se acompaña de la música St. James Infirmary, de Louis Armstrong. El diseño y elaboración de vestuario y el diseño de iluminación fue de Diego Fresnillo, quien también se hizo cargo de la edición del video en coordinación con Iona Sabina.