Contáctanos

Internacional

La Asamblea General aprueba un presupuesto de 3 mil 200 millones de dólares para la ONU en 2021

El presidente de la Asamblea observó que el desempeño de este órgano a lo largo de este año difícil era un testimonio del alto calibre de la diplomacia practicada por la ONU.

Redacción

Los Estados miembros de las Naciones Unidas han aprobado este jueves un presupuesto de 3231 millones de dólares para financiar las tareas de la Organización en 2021, una cifra por encima de los 3074 con las que estuvo dotada en 2020.

El órgano de la Asamblea General que se ocupa de los asuntos administrativos y presupuestarios de la ONU, la quinta comisión, había discutido y aprobado el presupuesto pocas horas antes de que el plenario votara a favor del plan financiero.

Al dirigirse a la Quinta Comisión en octubre pasado, António Guterres dijo que, a pesar de la pandemia y la crisis de liquidez que sufre la Organización ante los muchos retrasos en los pagos por parte de los Estados, “las nuevas estructuras de la ONU han demostrado ser fundamentales para poder funcionar con eficacia (…) Estamos dirigiendo esta Organización desde miles de mesas de comedor y oficinas en los hogares”.

UN MOMENTO CRÍTICO DE LA HISTORIA

“Trabajamos juntos para construir el consenso y ejercer la prudencia y la flexibilidad en un momento crítico de la historia”, dijo el presidente de la Asamblea General, Volkan Bozkir, en la última sesión plenaria del año, donde fue aprobado el presupuesto.

Bozkir aprovechó la ocasión para reflexionar sobre algunas de las 75 sesiones plenarias que tuvieron lugar en el Salón de la Asamblea durante este año marcado por la pandemia de COVID-19, entre ellas las del Debate General, la Cumbre de Biodiversidad, el 31° Período Extraordinario de Sesiones en respuesta a la pandemia de COVID-19 y las reuniones de alto nivel en el 25° Aniversario de la Cuarta Conferencia Mundial de la Mujer.

El presidente de la Asamblea observó que el desempeño de este órgano a lo largo de este año difícil era un testimonio del alto calibre de la diplomacia practicada por la ONU.

“En 2020, la Asamblea General continuó liderando el escenario mundial y funcionando plenamente, con el fin de implementar sus mandatos (…) para satisfacer las necesidades de las personas a las que servimos”, dijo.